logo

¿Cómo podemos ayudarte?

Contactar con nosotros - Más info

¿Quieres ser Reseller? - Más info

¿Quieres ver la demo? - Accede

Atención al cliente y soporte 24/7

+34 935 665 664

www.bwise.es

www.bwisesystems.com


Nos pondremos en contacto contigo enseguida. Gracias por tu interés.

El equipo BWise Systems

Oficina central BWISE

c/ Bailen 20 3º 3ª | 08010 Barcelona

Blog

Bwise Systems BConnected | Tendencias IOT

Durante 2016, más de 500 millones de dispositivos nuevos se unirán al IoT, lo cual supone un 39% de crecimiento respecto a 2015.

Para entender mejor cómo el Internet de las Cosas absorberá semejante incremento de dispositivos es importante distinguir cinco entornos donde se desarrolla el IoT: Ciudades, Vehículos, Hogares, Espacios Comerciales y Tecnología Personal. Cada entorno, sin embargo, sigue una estrategia diferente para al asumir el crecimiento de dispositivos.

1. Los ecosistemas abiertos impulsan el desarrollo de las Smart Cities

Las Smart Cities son la sala de máquinas del IoT. Todos los demás entornos tecnológicos tienen lugar en ellas. Las ciudades conectadas tienden a tener tres aspectos en común: objetivos apolíticos a largo plazo, un esfuerzo combinado público-privado y datos abiertos basados en estándares abiertos.

Los ecosistemas abiertos de éxito confían en entornos con infraestructura cloud abierta muy rentables. Son la opción elegida cada vez más frecuentemente para regiones que están llevando a cabo implantaciones de Smart Cities o haciendo pilotos con esas plataformas.

Para asegurar que las tecnologías de Smart Cities se despliegan con eficacia, los gobiernos intentan atraer mediante la financiación a los mejores partners tecnológicos posibles de tal modo que optimizan los servicios desplegados y logran el éxito a largo plazo, una de las claves de éxito para las ciudades conectadas.

2. Vehículos: cambiando la manera en la que conducimos

Se estima que en 2016 habrá 70 millones de vehículos conectados más (entre aftermarket y OEM) y un crecimiento anual del 10% durante al menos los tres años siguientes. Ante esta situación, las empresas están esforzándose por buscar estándares que permitan a sus soluciones interoperar y que ayuden a que la industria en su conjunto crezca a paso firme al ritmo esperado. La aparición de proyectos consolidados para vehículos autónomos (sin conductor) hace que los países aceleren los cambios normativos para adecuar sus códigos de circulación a esta nueva realidad. En el mercado actual, mientras tanto, la innovación tecnológica está produciendo cambios tangibles en la manera en la que conducen los conductores tanto a nivel individual (connected cars) como colectivo (gestión de flotas), creando patrones nuevos de comportamiento al conducir..

3.  Hogares: los Smart Meters conectan nuestro hogar a la Smart Grid

Una de las grandes transformaciones que está ocurriendo en la actualidad es el despliegue masivo de Smart Meters (tanto a nivel doméstico como en empresas). La línea que separa las industrias tradicionales de generación  y provisión de energía y de telecomunicaciones se vuelve más sutil que nunca. Las empresas generadoras y suministradoras de energía encuentran en las operadoras el aliado perfecto para dotar de energía con las Smart Grids a las Smart Cities, teniendo en cuenta la información que proporciona a las Utilities la piedra angular de esta cadena, los Smart Meters, y los nuevos servicios que puede ofrecer al ciudadano, beneficiando así a todos los actores implicados.

4. Espacios Comerciales: el comercio conectado

Actividades tan cotidianas como ir de compras se transformarán también con los puntos de venta conectados mediante datos IoT que abren nuevas puertas a la publicidad, mejorando la experiencia para el comprador a través del digital signage que le ofrece exactamente lo que necesita. Esta tecnología modificará por completo el comportamiento de los compradores y veremos  ejemplos reales ya en 2016.

5. Tecnología Personal: la revolución de la Salud está en nosotros

La tecnología personal ha estado tradicionalmente vinculada a la comunicación a través de Smartphones y dispositivos electrónicos de consumo (wearables). La tendencia, sobre todo en el caso de estos últimos, es que trascienda su uso y se conviertan en dispositivos de gestión del bienestar. Conforme la salud conectada se globaliza, la nueva generación de wearables, junto con el uso novedoso del Big Data y en muchos casos junto a nuestros smartphones, se convierten en las vitaminas IoT para la industria de la salud conectada. Gracias a los dispositivos biomédicos novedosos y a estos wearables, la revolución de la salud no sólo ocurrirá en los centros de asistencia, como cabría esperar, sino también en nuestros hogares.

Las Smart Homes ofrecen nuevas posibilidades para la salud mediante estos dispositivos conectados,  proporcionando diversos servicios de eHealth (monitorización remota de pacientes crónicos, teleasistencia para ancianos, consulta médica virtual, seguimiento de medicación) y transformando nuestros hogares en los principales centros de asistencia médica primaria.

Al margen de estos entornos, hay ciertas tecnologías, que o bien nacen del Internet de la Cosas o ven su posición reforzada gracias a él, que afectan a los cinco entornos antes mencionados de una manera muy relevante. Queremos mencionar cuatro de estas realidades: Nuevas Tecnologías de Conectividad (LPWA), Big Data, tecnologías de seguridad y Startups de Innovación por su rol para cambiar la industria y por su versatilidad aplicándose en todos los entornos indicados de diferente manera.

6. Las nuevas tecnologías de conectividad (LPWA): conectando el IoT

La expansión imparable del Internet de las Cosas requiere sistemas de comunicación eficaces para absorber un número de dispositivos cada vez mayor. Un conjunto de tecnologías, entre las que destaca el LPWA (redes de baja potencia y área extendida), supondrán una revolución para la conectividad global, como ya mencionamos en nuestro Whitepaper reciente “The Response of CSPs to the IoT Burst”.  Son nuevas tecnologías que están específicamente diseñadas para el Internet de las Cosas y preparadas para manejar el crecimiento exponencial de dispositivos que se espera. Su propósito no es sustituir las conexiones celulares existentes sino complementarlas y cerrar la brecha entre antiguas y nuevas tecnologías.

La necesidad de obtener costes de conexión cada vez más reducidos y el bajo consumo serán los dos factores que harán inexorable el avance de las redes LPWA. Estas redes ya son un elemento importante de la industria y se espera que sean la primera red de conexión (por números de dispositivos IoT conectados) para 2023. Es previsible que LPWA se integré como parte del futuro 5G. Las operadoras acelerarán el proceso de adopción de esta tecnología mediante alianzas regionales con empresas específicas LPWA (en su mayoría startups) para mantener su cuota de mercado y continuar como actores principales del mercado emergente de la conectividad IoT.

7. Big Data: explotando el potencial del IoT al máximo

Se debe mejorar el uso del Big Data para que el Internet de las Cosas alcance su pleno potencial. Esta mejora es especialmente importante para los dispositivos conectados donde un acceso eficiente a la información es crucial. La mayoría de procesos productivos en los lugares de trabajo genera datos corporativos cuyo acceso y uso pueden optimizarse. El Business Intelligence resulta crucial, sobre todo en empresas y fábricas pero puede aplicarse a cualquiera de los entornos de los puntos anteriores. Todos los coches conectados, las Smart Cities, las Smart Homes o las personas producen ingentes cantidades de datos que requieren ser debidamente alojados para un uso posterior de los mismos.

Se espera alcanzar la cifra de 50,000 millones[3] de dispositivos conectados en 2020. Todos esos dispositivos generarán datos. Interiorizar que el Big Data es una parte intrínseca del Internet de las Cosas, la única manera de exprimir los beneficios que ofrece el IoT.

8. Seguridad: una necesidad acuciante para todos

La seguridad es un desafío global a todos los niveles. 2016 debe ser el año de avanzar en la búsqueda de soluciones que combatan eficazmente las amenazas crecientes del IoT. Uno de los errores más comunes del pasado ha sido considerar que la seguridad era simplemente una capa más para complementar los diseños tecnológicos y hacerlos más fiables frente a ataques. Requerimos soluciones integrales, que protejan todas y cada una de las capas del IoT (por ejemplo, la conectividad m2m).

Los diseños IoT (para cada una de los entornos mencionados) deben considerar que la seguridad es un elemento central de cualquier diseño tecnológico. La única manera de generar confianza en todos los ámbitos es seguir desarrollando estrategias que luchen contra el cibercrimen, que cada vez es más sofisticado y encuentra nuevas formas de atacar nuestros sistemas

9. Startups innovadoras: mejor conectividad al menor coste

Destacamos por último la innovación que posibilita el cambio. El Internet de la Cosas avanza gracias en gran parte al impulso de las Startups, que actúan como agentes catalizadores entre áreas de negocio sin explotar y las tecnologías del Internet de las Cosas que antes categorizábamos en cinco entornos o ámbitos de uso diferenciados. La agilidad de este tipo de  organizaciones es la clave que puede desencadenar todo el potencial que hemos mencionado entre las dualidades Tecnología IoT-Entornos IoT.

El mayor impedimento al que se enfrentan estas empresas es superar la barrera del coste/beneficio. Las grandes ideas tecnológicas son sólo un primer paso para innovar. Las startups de éxito requieren plasmar esas ideas y lograr una digitalización efectiva que añada valor al negocio.

RETOS – LA SEGURIDAD: Consulta aquí el informe del sector

La entrada Bwise Systems BConnected | Tendencias IOT aparece primero en BWise.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.